19 oct. 2011

Los 5 niveles de Facebook

Hace unas semanas Facebook incorporó algunos cambios a nuestras cuentas, en materia de privacidad (para variar).

Esto nos dio la oportunidad de escoger quién y quién no puede ver nuestras actualizaciones, con una configuración específica para cada una de ellas. A este cambio también se unieron las listas (¿inteligentes?) que nos ayudan a agrupar nuestros amigos.

De esa manera, si quiero compartir algunas fotos de una fiesta con mis amigos de la universidad y nada más con ellos, basta con que seleccione el grupo “Universidad” o que seleccione algunos amigos específicos dando clic en “Personalizado” (eso último en caso de que no quiera que todos mis contactos de la U vean esta foto).

Pequeño ejemplo de cómo cambiar la configuración de una publicación.
(clic en la imagen para ampliarla)

O si quiero compartir esta foto con el mundo (incluso quienes no sean mis amigos) puedo dejar la configuración como “Público”. Estos cambios de privacidad no solo aplican con fotos, sino también con estados, links, videos, etc.

De suscripciones y otros demonios. Tantos cambios al mismo tiempo pueden llegar a confundir a los usuarios. Además de estas listas, se incluyó la posibilidad de tener suscriptores y suscribirse a las actualizaciones de otras personas.

"¿Para qué suscribirse?". Bueno, me pueden resultar interesantes las actualizaciones del político Román Macaya, pero no soy necesariamente su "amigo". Así que me suscribo para estar al tanto de lo que pone.

"¿En qué se diferencia esto de una página de me gusta?" Bueno, si hablamos de una figura pública como Macaya no mucho, pero si hablamos de un hijo del vecino (como yo) que quiere compartir de vez en cuando artículos o videos interesantes con el mundo y no piensa hacerse un fanpage, es buena idea activar la posibilidad de tener suscriptores. 

Los 5 niveles. Aquí es cuando empieza lo interesante. Entendiendo bien esos cambios de privacidad y cómo agrupar amigos en las listas de Facebook, podemos destacar cinco "grupos" de personas.

Agregar un amigo a una lista es muy sencillo, solo escribimos el nombre en
el espacio de la derecha y listo. (clic en la imagen para ampliar)

Mejores amigos. Los mejores amigos son esas personas de las que queremos saber más: qué han puesto en su estado, qué nuevas fotos tienen, entre otras cosas. Facebook automáticamente nos envía notificaciones sobre cada movimiento de estas personas, pero -por dicha- esto se pueden desactivar.

Amigos. Son otros amigos que tenemos, con los que también nos gustaría compartir ciertos estados o información personal. "Hoy me caí :(". Apuesto que a sus amigos (los de verdad) les puede importar, pero a los conocidos o a los suscriptores quizá no tanto.

Conocidos. Yo veo esta lista como "esas personas que saludo pero que puede que no les importe que hoy me caí" (para seguir el ejemplo anterior). A veces se conoce a alguien en una fiesta, se le agrega a Facebook y nunca se le vuelve a ver; este grupo es especial para esas personas.

La pirámide de Zuckerberg.
Con acceso restringido. Son parte de nuestros amigos, pero quizá no sean tan amistosos. Las personas de este grupo solo pueden ver las cosas que tenemos como "públicas". Meta aquí a su ex, a la stalker y, ¿por qué no? a su mamá.

Suscriptores y otros usuarios. Los suscriptores y el resto de usuarios que ingresen a su perfil solo verán lo que tenga como público. Tome en cuenta que las personas que le envíen solicitudes de amistad inmediatamente se harán sus suscriptores, así como las personas que usted borre después de activar la posibilidad de tener suscriptores.

Las suscripciones tienen algo curioso y es que podemos bloquear ciertos elementos de ciertas personas. Basta con meternos al perfil de alguien y desactivar las suscripción de "Juegos" de ese amigo que pasa pidiendo pinceles y vacas para su granja.

Como pudieron ver (si es que llegaron hasta acá), las posibilidades que brindan estos cambios son bastante amplias y aunque no lo parezcan, bastante sencillas. Un minuto de silencio por Google+.