29 nov. 2011

5 consejos para palmarla

A falta de tiempo y creatividad tiraré, así en seco, 5 consejos que se me ocurrieron durante un viaje más a la catedral de mi amargura, la Sede Oficial de mi final de cuatri, mi panóptico.

1. Tome mucha agua o fresco. Las ganas de mear lo mantendrán despierto e inquieto.

2. Actúe. ¿No tiene ganas de hacer lo que tiene que hacer? Coma. ¿No quiere atragantarse más? Limpie su área de trabajo, pásele la escobita. ¿No quiere hacer trabajos de hogar? De pronto sentarse frente a una computadora o una mesa de dibujo parece una buena idea, ¿no cree?

3. Pelee con sus familiares. Quéjese con (de) su pareja. Actualice su estado de Facebook. Apuesto que todos sus amigos están igual de perplejos por la cantidad de trabajo que le exigen sus estudios de educación superior.

4. Escuche música. Incluya viejos mp3s en la banda sonora de su angustia.

5. Escriba lo que le falta por hacer. Hacer listas es lo mejor que se puede hacer cuando no hay voluntad para hacer otra cosa. Además, así evitará pasar por alto una tarea; nada peor que irse a la cama pensando que lo malo ya pasó y amanecer en ampliación, o peor aún, con una deuda más grande en Conape.

No hay comentarios: